You are here

Subvenciones públicas para autónomos

Con el Programa de Promoción del Empleo Autónomo, el Gobierno de España puso en marcha una serie de subvenciones para autónomos y emprendedores. Estas ayudas están gestionadas por las comunidades autónomas. 

Has tomado una gran decisión. Una decisión importante en tu vida. Ya eres autónomo. Piensas darte de alta como tal. Pero antes, requieres de algo imprescindible para tu nueva aventura como emprendedor: necesitas financiación. 

faq-spain-subvenciones-2014-12-12.jpg

La administración pública en España dispone de diversos programas de subvenciones. Para financiarte puedes acudir, sin duda, a otras fuentes, como la propia (tus ahorros), la privada (créditos bancarios) e incluso la pública a través del Instituto de Crédito Oficial (ICO).

La subvención pública, no obstante, incorpora un aspecto del que carece el resto de ayudas: no tienes que devolverla, como la privada o los créditos públicos; ni proviene de tus bolsillos.

Eso no quiere decir, ahora bien, que puedas hacer con ella lo que quieras. Como supondrás con todo aquello que proviene de la administración pública, las subvenciones cuestan lo suyo. Pues nada es gratis en esta vida y menos cuando vivimos en tiempos de crisis. 

Tipos de subvenciones

El Gobierno central aprobó en verano de 2014 el Programa de Promoción del Empleo Autónomo, cofinanciado por el Fondo Social Europeo (FSE) de la Unión Europea. Este programa contempla cuatro tipos de subvenciones públicas y ofrece una guía laboral:  

  • Subvención para nuevos autónomos. Está dotada de hasta 10.000 euros. La condición es que inviertas al menos 5.000 euros en activos fijos o inmovilizado (es decir, bienes duraderos no destinados a la venta como maquinaria, muebles de oficina, ordenadores, una patente o una marca). Otra condición es que esta inversión la efectúes en los tres meses anteriores a la actividad o dentro de los seis meses posteriores. 
  • Subvención financiera. Está provista con hasta 10.000 euros. Es una ayuda destinada a la amortización de un préstamo público o privado. Las condiciones es que al menos el 75 por ciento de ese préstamo lo hayas dedicado a invertir en inmovilizado. La inversión mínima es de 5.000 euros. 
  • Subvención para la formación. Como autónomo o emprendedor puede que tengas que invertir en conocimiento. La administración te cubre hasta el 75 por ciento del coste de tu formación. El tope son 3.000 euros.   
  • Subvención para la asistencia técnica. Si para iniciar tu actividad empresarial, requieres de ayuda técnica, la administración te puede costear hasta el 75 por ciento de tu inversión. El límite son 2.000 euros. 

Cómo pedir una subvención

Este programa público de subvenciones está gestionado por los servicios de empleo de las comunidades autónomas. Algunas comunidades autónomas incorporan otro tipo de subvenciones, además de las reguladas por el Gobierno central.

A continuación te presentamos una lista de todas ellas. Sólo tienes que hacer clic sobre tu comunidad autónoma. 

Con la actual crisis económica y los consecuentes recortes, las administraciones públicas han limitado el acceso a estas subvenciones. Algunas solicitudes, además, han sufrido demoras superiores a un año. Aun así, y por muy engorroso que parezca, no dudes en intentarlo.

Tener a tus espaldas el apoyo financiero de la administración es siempre una buena carta de presentación para encontrar inversores privados.  

Datos generales 
Ahora que vas emprender puedes usar tu programa de facturación Debitoor diseñado para autónomos y pequeñas empresas. 
Es simple, intuitivo y eficiente. Comienza ahora gratis. Incluye facturación y gastos, más la gestión total de tu lista de clientes y productos.