Glosario de contabilidad

Más de 150 entradas en nuestro glosario de contabilidad

  1. Activo
  2. Pasivo
  3. Cuenta de pérdidas y ganancias

Costes directos - ¿Qué son los costes directos

También llamados costos directos, se trata de un tipo de gasto que tiene una relación directa a la realización y producción de los productos o servicios que ofrece una empresa.

¿Necesitas sacar un visión general de los costes directos de tu negocio? Usa el balance de situación de Debitoor y compáralos con tus ingresos y otros costes.

Por tanto, los costes directos afectan de manera directa e inmediata a la definición del precio de un producto o servicio.

Es decir, cuando mayor sea el coste que incurra en la prestación de un servicio o en la producción, es probable que mayor sea el precio venta, para poder obtener beneficio o ROI (retorno de la inversión).

Tipos de costes directos:

Podemos categorizar los costes directos de acuerdo a su naturaleza. Por un lado, pueden tratarse de costes de ventas. Esto incluiría:

  • Disposiciones y comisiones relativas a las ventas
  • Envíos, transporte y logística
  • Embalaje
  • Seguro de transporte
  • Regalos y obsequios

Por otro lado, podemos indicar que el gasto se trata de compra de existencias:

  • Bienes acabados
  • Materias primas
  • Subcontratación

O incluso pueden ser colocados bajo la categoría de rendimientos dinerarios:

  • Sueldos de empleados
  • Impuestos y retenciones en salarios
  • Cotizaciones de los empleados
  • Seguridad Social del empleador

Otro tipo son los insumos, es decir, los materiales y herramientas necesarios para la producción. A veces se suelen integrar dentro de la compra de existencias.

Finalmente, la formación del trabajador, mediante cursos o seminarios, se reconoce también como parte de los costes directos.

Los costes directos en tu programa de contabilidad

Los costes directos se suelen indicar en la cuenta de resultados, también llamada cuenta de pérdidas y ganancias. Ahí se separan de los costes indirectos y de los ingresos, así como de otro tipo de costes.

La mayoría de programas de contabilidad cuentan con una función de categorización de gastos. Esto, a su vez, permite que se pueda sacar un informe, como la cuenta de resultados, en los que se puedan anotar.

Es preciso contabilizar los costes directos a la hora de obtener una visión general de dónde se invierte el dinero de una empresa en gastos a la hora de realizar su actividad.