Glosario de contabilidad

Más de 150 entradas en nuestro glosario de contabilidad

  1. Flujo de efectivo
  2. Balanza de pagos
  3. Balanza comercial

Superávit - Qué es el superávit

En términos generales, se conoce como superávit a la abundancia de aquello que es necesario o beneficioso sobre aquello que no lo es. Lo contrario a superávit se conoce como déficit.

Para conocer los beneficios y pérdidas de tu negocio respecto al año pasado deberás consultar la Cuenta de Resultados.

Es posible que oído hablar de ella en todo tipo de noticias y es que la palabra superávit implica un concepto muy amplio y usado en diversos ámbitos. No obstante, el uso más habitual se da en el campo de la economía.

Cuándo se produce superávit

La etimología ya nos explica un poco de qué se trata. Proviene del vocablo latino superare, el cual significa sobrar.

Por tanto, superávit hace referencia a un exceso de ingresos sobre gastos. Es decir, cuando la diferencia entre los ingresos, siendo éstos positivos, y los gastos, negativos, da un resultado positivo.

Consecuentemente, esta cantidad residual siempre debe ser positiva para que se considere superávit.

El superávit en contabilidad

Desde el área de la contabilidad, se puede ver este excedente en las ganancias obtenidas que una organización ha registrado al cerrar el año contable. Esta información se puede comprobar leyendo la cuenta de resultados y el balance de situación.

En la cuenta de resultados, es posible ver desglosado los ingresos y los gastos, y el resultado. Podrás consultar los números con los del año pasado y comprobar si hubo un incremento o pérdida en este periodo.

Por otro lado, el balance de situación ofrece una visión del total de activos y del total de pasivos. Se compara con el año anterior, para anotar si la diferencia es positiva y supone superávit.

El superávit en otros ámbitos

Este término es habitual de las noticias sobre economía pública. Se suele denominar superávit presupuestario o fiscal.

Cuando lo recaudado por el Estado a través de impuestos, retenciones y similares es mayor a lo gastado en ofrecer servicios y pagar deudas se produce superávit.

En comercio internacional se puede hablar de superávit cuando las exportaciones de un país son mayores que las importaciones.

Asimismo, es posible usar este concepto en producción o fabricación de productos. Y es que cuando se producen más bienes que se venden, se da superávit.

En este caso, el superávit sería una consecuencia negativa. El motivo es que los bienes extra pueden sufrir depreciación o volverse obsoletos y no poder venderse produciendo pérdidas.