25% de descuento durante tu primer año desde hoy y hasta el 27/09/2020. Usa el código SEPTIEMBRE20

Guía para empresas y autónomos

Tu programa de facturación y contabilidad

Cómo se aplican los descuentos en una factura

No hay un criterio único para colocar los descuentos en una factura. Solo se debe tener en cuenta que el descuento se aplica sobre el importe antes de impuestos.


El descuento es una estrategia comercial muy frecuente. Pero a la hora de plasmarlo en una factura, a muchos les asaltan las dudas. ¿Cómo se debe aplicar a la hora de hacer la factura? ¿Existe algún método o criterio?

Si has llegado a esta página es porque, seguro, te estarás haciendo esta pregunta. Quizá te sorprenda la respuesta que ahora te adelantamos: no hay un criterio preestablecido. La menra de aplicar el descuento es algo que debes acordar con tu cliente.

Ahora bien, desde un punto de vista fiscal y contable sí que debes tener en cuenta unos criterios que te explicamos a continuación.

Ofrece descuentos a tus clientes en tus facturas

Los descuentos en la factura

En verdad sí hay un criterio, de carácter fiscal, a la hora de aplicar descuentos en las facturas y es que el descuento siempre se aplica sobre la base imponible. O en otras palabras: en el importe antes de impuestos (IVA y retenciones de IRPF).

Lo verás más claro con este ejemplo del software de facturación de Debitoor por lo que hace a su cálculo:

Descuento aplicado en una factura generada con el programa de facturación de Debitoor

Como ves, el importe del servicio es de 1000 euros antes de impuestos (antes de IVA y retenciones) y el descuento es del 5%, por lo que este se aplica sobre la base imponible o subtotal.

Tipos de descuentos en una factura

A grandes rasgos podemos hablar de dos tipos de descuentos, el descuento comercial general y el descuento por pronto pago.

En el primer tipo de descuento también se incluye el conocido como rappel, que no tiene nada que ver con el famoso vidente de la televisión, sino con un descuento comercial que se aplica en base al volumen de ventas.

El primer tipo de descuento (incluido el rappel) se aplica en la factura al emitirse, de la manera que indicábamos en el apartado anterior, y puede aplicarse sobre un concepto de la factura o en la factura en general.

Descuentos por pronto pago en una factura

Por lo que hace al descuento por pronto pago (el segundo tipo que comentábamos), este es un tipo de descuento que se debe consignar en la factura, aunque solo se aplique cuando el cliente paga la factura antes de un plazo prefijado.

Así, si la factura vence a los 30 o 60 días y el cliente paga dentro de los primeros 10 días (es un ejemplo), se le efectúa un descuento del X %.

En este caso, pues, el descuento este solo se aplica - esto es, solo se hace efectivo - si el cliente cumple con las condiciones de su aplicación. Y, de igual manera que en el otro tipo de descuento, el descuento por pronto pago también se aplica sobre la base imponible.

Orden de los descuentos en una factura

Aquellos que aplican distintos niveles de descuento (el descuento a secas, el rappel y el descuento por pronto pago) se preguntan a menudo en qué orden debe aplicarse.

Pues bien, salvo el criterio fiscal señalado más arriba (los descuentos solo se aplican sobre la base imponible) el orden con que se apliquen en la factura no está preestablecido de manera técnica o legal.

Esto quiere decir que es algo que deben pactar proveedor y cliente. No obstante, lo lógico es que el descuento por pronto pago se aplique al final. Si este descuento se hace sobre la base imponible original o sobre la base imponible después de los otros descuentos es algo que, como comentábamos, han de acordar cliente y proveedor.

Descuentos fuera de factura

Cuando hablamos de descuentos fuera de factura nos referimos a aquellos que se aplican una vez se ha emitido la factura.

En tal caso, como en toda transacción - y un descuento fuera de factura lo es - se debe documentar. Esto quiere decir que hay que emitir una nota de crédito (o factura de abono) o factura rectificativa con el importe que se descuenta fuera de la factura original.

Cómo contabilizar descuentos en factura

La contabilidad de un descuento no es complicado cuando el descuento se aplica en la factura.

En tales casos, la norma contable - el Plan General de Contabilidad - dice que el descuento debe registrarse en el mismo lugar que la venta (la cuenta 700).

La cosa cambia cuando el descuento se aplica fuera de factura. En tal caso, el descuento se debe contabilizar aparte y no como parte de la misma venta:

  • Rappel. Se introduce en la cuenta 709.
  • Descuento por pronto pago. Se introduce en la cuenta 706.
  • Otros tipos de descuento. Se puede emplear la cuenta 708 de "Devolución de compras y operaciones similares".

Datos Generales Debitoor es un programa de facturación diseñado para pequeñas empresas y autónomos y con el que puedes enviar facturas con descuentos. Es simple, intuitivo y eficiente. Comienza ahora gratis.